sábado, 8 de agosto de 2020

BAHÍA DE ITACA / LA TRANSICIÓN DESTERRADA/ ANTONIO REGALADO

1. La salida del rey Emérito es un error de la Casa Real y de La Moncloa. El objetivo es dinamitar la Monarquía  Parlamentaria y la Constitución.

2. Por vez primera Pedro Sánchez defiende a Felipe VI sin condenar los ataques de Pablo Iglesias.

3. Se juzga a personas, dijo Sánchez. No a instituciones. ¿Por qué se le obliga al destierro si no ha sido imputado todavía ni en España ni en Suiza?¿Dónde queda la presunción de inocencia?

4. El presidente disfruta del Palacio de La Moreta, en Lanzarote, cedido por don Juan Carlos a Patrimonio Nacional.

5. Unidas Podemos amenaza con romper el gobierno si el PSOE negocia con CIUDADANOS. No lo harán porque Iglesias e Irene saben que no hay nada más confortable que la moqueta y el coche oficial.

6. La deslealtad de gobiernos y parlamentos rebeldes confirma que ni el TC ni el TS ni el Ejecutivo cunplen ni hacen cumplir la Ley.

 7. El balance del gobierno es de sobresaliente. Todo lo han hecho bien. Hay trabajo para una legislatura larga.

8. Si la oposición aprueba sin condiciones los PGE/21 consagrará a Pedro y Pablo hasta el 2030.

9. Desde enero, lo más destacado del gobierno de concentración ha sido blanquear a los secesionistas que apuestan por una República Plurinacional.

10. La elección es simple: o la defensa de la Transición  democrática y de la Carta Magna o volver a la tiranía y al hambre.

Antonio REGALADO: Fotos: EL MUNDO y Moncloa

El rey Emérito después de 38 años largos de servicios a la Nación ha tenido que abandonar España porque Pablo Iglesias exigió a Pedro Sanchez que era una condición innegociable para apoyar los Presupuestos Generales del Estado /2021. 

Es un chantaje en toda regla  del líder de UP para tapar los casos de corrupción en los que se ha visto envuelto en los últimos meses (financiación ilegal, gastos excesivos en las  campañas electorales, caso Iglesias-Dina, purgas en el partido, pucherazos electorales internos, acusaciones injustas de acoso sexual a José Manuel Calvante, ex jefe del equipo jurídico que se negó a tramitar “el robo” de la tarjeta del teléfono de su pupila Busselham que el propio vicepresidente segundo retuvo durante meses y la entregó quemada a su colaboradora, nepotismo en los nombramiento de los cargos de confianza de los ministerios comunistas, escandalosa protección oficial  de su villa de Galapagar a costa del contribuyente y perversos resultados electorales en el País Vasco y Galicia). Mientras desciende a los infiernos totalitarios, huida transversal hacia la Republica plurinacional. 

Encantado de conocerse

Lo grave no es el declive de estos impostores de la política que han venido a servirse de ella intentando desde el primer día destrozar el sistema democrático si no el soporte que le garantiza el Consejo de Ministros y que avala el Presidente, ora para denigrar a  la oposición –“todos somos fascistas”-, ora para cargar contra los jueces, contra sus compañeras de gabinete Calvo y Calviño, contra los empresarios, contra la UE, y especialmente contra el rey Felipe VI. 

Juan Carlos I es solo el aperitivo, el eslabón más débil en la cadena de la intolerancia. El plato principal es La Zarzuela. Ni Corina ni el coronavirus. El objetivo es la Corona y la Monarquía Parlamentaria.  Pedro dirige  el gobierno más vulnerable de nuestra historia reciente producto de la ilegítima moción de censura y de los comicios de noviembre pasado. Sus socios son sus enemigos. Sánchez es cautivo de su propia ambición. 

En ningún país de nuestro entorno se permitiría un gobierno de coalición donde los comunistas marquen la agenda, el ritmo y el rumbo de la Historia. Aquí sí, porque Pedro Sánchez está encantado de conocerse. En su último sermón monclovita antes de irse a veranear al Palacio de La Mareta, en Lanzarote –un regalo del rey Hussein de Jordania a nuestro Emérito, que éste donó a Patrimonio Nacional, “¡manda trillos!”,- el doctor nos dejó un legado de gestión impecable: somos los mejores.

Un gobierno que actúa y se autovalúa casi con matrícula de honor. Todo lo ha hecho bien. La realidad es que somos los campeones mundiales en infecciones, en muertos, en desprotección de los sanitarios, en rebrotes, en la crisis económica provocada por un confinamiento eterno, los apestados del turismo,  los líderes del paro y de los ERTES… pero el presidente se siente orgullosos de “todos sus ministros y ministras y no es una frase políticamente correcta; es una convicción”. “Nadie se quedará atrás”, reiteró el mantra cinco veces.

En 42 minutos de monólogo propagandístico no tuvo una sola palabra de solidaridad con las víctimas oficiales (28.400) ni con las reales (casi 50.000). Ni con sus familiares. Hay que olvidar a los vivos pero sobre todo a los muertos. Ha pasado los cadáveres del Covid19 a las CCAA –ni siquiera se ha preocupado de blindar las entradas de los aeropuertos (sanidad exterior)- y eso sí, a última hora ha creado una Secretaria de Estado en Sanidad para coordinar los brotes que nos siguen acosando por tierra mar y aire. Ahora la culpa es de los responsables de la cultura del ocio nocturno. El Ejecutivo social-comunista podría darse un paseo por las tiendas y bares en plenas rebajas para comprobar que el país está en bancarrota. 

Ahora hemos sabido que el comité de expertos no existió más allá de la panda de amiguetes de Fernando Simón, el falso doctor que no llegó ni a presentarse al ingreso en el MIR.  Rastreando la hemeroteca rescatamos un vídeo del líder supremo asegurando que había asistido a ese comité de expertos y que se levantaba acta de sus sesiones. Mentira tras mentira. Trolavirus tras trolavirus. La vida es demasiado corta para estar mintiendo con tanto odio como desprecio. Somos ciudadanos, no súbditos.

A eso Sánchez lo llama transparencia mientras se parapeta en que “si se hicieran públicas las actas nos comprometería diplomáticamente con China, EEUU y otros socios comunitarios…” Suecia ya ha pedido públicamente perdón por la manera errónea de tratar la pandemia. ¿Cuándo se hará aquí? Nunca. 

De su cómico monólogo –si no fuera tan trágico el momento- resaltamos dos datos: Uno, el Gobierno comprará 3.700 millones de mascarillas y dos, los 140.000 millones arrancados a  Bruselas son el maná sobre el que renazca la recuperación. Esta vez no dijo, como en Telecinco ante un Piqueras agradador,  que ese dinero  representaba el 60% del PIB. ¿En manos de qué expertos en economía estamos? ¡Que los dioses nos protejan!

Legislatura larga.

Cuando la situación es buena, disfrútala; cuando es mala, transfórmala. Si quieres que algo cambie, transfórmate tú. Todo muy zen.  El presidente es feliz, inmensamente feliz. El amo del mundo y de la legislatura. Una legislatura hasta 2024. Solo hace falta que le voten los PGE que, después de dos años de diálogo infinito, siguen siendo los de Montoro, don Cristóbal.

Lo suyo es el diálogo a diestro y siniestro, asegura, pero al líder de la oposición Pedro Casado, no le dirige la palabra ni le cuenta que el rey Emérito va a abandonar el país. Un diálogo que no parece que  le  sirva de mucho tampoco con sus socios parlamentarios tras las cesiones inconfesables a Bildu-ETA (Navarra, extinción de la normativa laboral); a los golpistas catalanes (reforma del Código Penal para abolir el delito de sedición con indultos  incluidos); ruptura de la Caja Única de la Seguridad Social, endeudamiento y competencias en materia penitenciaria al PNV mientras Grande-Marlaka se encarga de acercar a las cárceles del País Vasco a más de 60 etarras,  muchos de ellos con delitos de sangre y prepara con el inhabilitado Torra un encuentro “Mesa de la vergüenza” para preparar un referéndum ilegal que consagre el inexistente derecho a decidir (entiéndase separación), la expansión de las “embajadas catalanas” y el olvido de los prófugos de la justicia, pagados con dinero de todos nosotros. Un campeón de la rendición incondicional previa. 

 

Como el momento es el más delicado de nuestras vidas, el doctor Sánchez, adalid del diálogo consigo mismo, (15 cumbres telemáticas con las CCAA, 1 presencial en San Millán de la Cogolla (Rioja), donde no escucha a nadie aunque le aplauden con el mismo entusiasmo que  a su entrada en Moncloa y en el Congreso –Revilla dixit-, se ampara en esta pregunta-trampa:¿qué partidos políticos no están dispuestos a arrimar el hombro?  Al que diga no será carne picada  de telediario. 

Mientras cobardea en tablas con Ciudadanos, al que su socio de UP detesta para firmar esos presupuestos tan sociales y bendecidos por la UE,  Pedro Sánchez gana tiempo y se ríe de la moción de censura de VOX. No importa que los números no sean suficientes: es necesario un debate en profundidad para conocer por Abascal la magnitud del problema político, económico y social que nos acecha. 

Los PGE son más urgentes y necesarios que nunca. Basta un acuerdo y constitucionalista de PSOE (120), PP (89)  y Cs (10) -219 escaños- para estabilizar la situación y empezar la reconstrucción nacional. Pero don Pedro prefiere a los nacionalistas, separatistas, golpistas y comunistas. Y desdeñar a los populares –son extrema derecha y derecha extrema- y engañar  los herederos de Albert Ribera

Ese apoyo constitucional conllevaría lealtad para consensuar una Ley de Educación que permita enseñar el castellano en todo el territorio nacional; volver al origen del CJPJ, no al coladero de los jueces del 4º, una política de cohesión social justa e inhabilitar a todos los actores e instituciones que actúen contra la unidad de la Nación. Y un argumento innegociable: crear una comisión extraparlamentaria de expertos para que analicen el “covid y el post-covit 19. Y cuenten y rindan homenaje a los muertos de esta pandemia, de una vez por todas, incluidos los 13.000 “sin ubicar”. Siempre en nuestro recuerdo. Que no corran la suerte de las víctimas del terrorismo. 


Sin estas premisas mínimas, aprobar los nuevos PGE/2021 es dar oxígeno y munición a un gobierno que miente mañana, tarde y noche. ¿Quién va a dar los votos a un Ejecutivo tan sectario para que se gaste el dinero público por principios ideológicos y no por necesidades reales? Sánchez –insistimos- no es un político de fiar. Solo hay que remitirse a sus declaraciones previas y a sus hechos posteriores a las elecciones. “Nunca pactaré con Podemos ni con Bildu”. Le quitaban el sueño; ahora le hacen dormir a pierna suelta. ¿Cómo dar crédito  a un presidente que en plena crisis duplica los ministerios y tiene casi 777 asesores, más de 200 de ellos a dedo? ¿Sabrá que existen las palabras ética y austeridad en el lenguaje de los políticos decentes?

Apoyar los presupuestos gratis total, es darle un cheque en blanco para que prolongue su poder una década prodigiosa. Prodigiosa y perdida. Escribió Boecio (Roma, 480- Pavía 524) que “la eternidad es cuando no nos falta de nada”.  Si a Sánchez le ajustan las cuentas (176 escaños) entre su gobierno de progreso, sus socios antiespañoles y Edmundo Bal, le habrán asegurado la eternidad en La Moncloa hasta el año 2030. Conviene no olvidarlo antes de que llegue el llanto y el crujir de dientes (Lucas 13:28) En resumen: la crisis no puede ser una coartada para rearmar políticamente a un político sin convicciones, a un hombre anuncio que no cumple su palabra. 

Memoria Democrática

El presidente del Gobierno, en su última comparecencia televisiva –el marketing es su política- adelantó trabajo para una década cuando estamos empantanados en niveles de paro insoportables (los mayores de Europa) y la actividad real es sencilla: hemos perdido el 18,5% del PIB. Hasta el Santander ha perdido 10.400 millones. Increíble. 

Es verdad que el Ejecutivo se ha volcado en vencer al coronavirus con más voluntad que acierto pero no es menos cierto que este tiempo de pandemia le ha servido también para “blanquear” a Bildu, JxCat, ERC y PNV que siempre saca tajada de los inquilinos de La Moncloa. Incluso Urcullu cobra una millonada por hacerse una foto con sus colegas (de Segunda División) en la cuna del español. 

Pedro Sánchez cree que las transformaciones pendientes se han convertido en imprescindibles: la transición digital, la Carta de Derechos Digitales, el Estatuto del Funcionario y del consumidor; Cercanías, la cohesión social y territorial (no dijo cómo); plan Estatal  de Viviendas, Empleo de calidad, pacto por la Justicia (el enésimo), más competitividad, nueva igualdad de oportunidades, más políticas de género, de salud mental, FP y algo que huele a republicanismo zapateril: la Memoria Democrática. Volver al 31-39. Ni bueno ni malo, incorregible.

“No hay ganancia posible en el fracaso”, arguyó en su monólogo. Tiene razón sobre todo cuando no hay alternativa a la vista. Él se siente un triunfador. ¡Que los electores no le faciliten una mayoría suficiente! Muchos españoles tendríamos que ir al destierro. Hay que reconocerle que, de momento, no habrá subidas de impuestos –una reforma estructural-, pero si acudirá al “rescate” del MEDE para rescatar a los trabajadores de los ERTES. Más endeudamiento. Y van ya más de 100.000 millones en lo que va de año. Como el argumentario de Iván Redondo es simple se entiende perfectamente. 

Lo mejor de la acción del gobierno ha sido salvar vidas (él mismo salvó  250.000), defender la sanidad pública (no habló de los 53.000 sanitarios infectados) y de que nadie se quede atrás. Vale. Podría haber incluido a los golpistas prácticamente excarcelados, que volverán  a delinquir tras vivir en una prisión de privilegios. ¿Igualdad de oportunidades para el resto de penados?  O de ese encuentro de tú a tú entre la increíble ministra de AAEE Arancha González Laya –no sé quién es su estilista ni quien le amuebla su cabeza- con el honorable Fabián Picardo, ministro principal de Gibraltar. Pero de esto y de Venezuela, este Gobierno no se pronuncia. Mientras tanto, el virus nos coloca otra vez con 348.000 afectados a la cabeza de la pandemia. ¿Por qué? Necesitamos respuestas. Y ya de paso, incautamos los ahorros de Ayuntamientos y Diputaciones. Menos mal que se rebelarán en masa a pesar del entreguismo de Abel Caballero, reconvertido en un lacayo vigués.

Juzgar personas

Por lo visto, que el anterior jefe del Estado se hubiera ido de España, no era un tema de interés nacional. Tuvo que ser en el turno de preguntas cuando los periodistas le pidieran explicaciones. Como ejemplo de gobierno abierto, íntegro y transparente, el señor presidente, en un alarde de coherencia entre el decir y el hacer, señaló que respetaba la decisión de la Casa Real; siempre apartándose de las responsabilidades; ni afirmó ni negó que un asunto de tal trascendencia fuera consensuado entre La Zarzuela y La Moncloa, no dijo la verdad cuando afirmó que  no conocía el paradero de don Juan Carlos I y que se trataba de juzgar personas, no instituciones. El lapsus es importante porque ¿de qué se le juzga al rey Emérito y se le obligar a exilarse si ni siquiera está imputado? 

 No descalificó las declaraciones de su vicepresidente Iglesias sobre la indigna huida del líder de la Transición, que luego fue amplificada por todos los partidos secesionistas, incluido el de Torra que con una pandemia sin controlar en Cataluña, exige un pleno extraordinario para pedir la abdicación del Rey Felipe VI. ¿Hasta cuándo algunos gobiernos y  parlamentos regionales en rebeldía pueden seguir vulnerando le ley y debatiendo asuntos que no le competen con total impunidad? ¿Hasta cuándo el Tribunal Constitucional, el Tribunal Supremo y el Gobierno de la Nación van a hacer cumplir las leyes? 

La pasada semana, los parlamentarios secesionistas vascos se negaron a jurar la Constitución Española y ésta, el Parlamento de Cataluña se pronuncia por la abolición de la Monarquía. ¿Qué hace Sánchez y su gobierno de progreso? Mirar para otro lado. Ese es el diálogo constructivo y permanente con los enemigos de España. La inhabilitación económica y política seria suficiente para parar el desacato y la deslealtad de estos cobardes a los que pagamos con nuestros impuestos. 

Decía Maquiavelo que quien controla el miedo de la gente se convierte en el amo de sus almas. “Con miedo” –lo aprendimos bien con el presidente Adolfo Suárez“no se puede vivir”. Los constitucionalistas no tenemos alma de esclavos. ¡Gracias, Cayetana por tu valentía!.

La Casa Real se ha equivocado obligando al anterior monarca a expatriarse. El objetivo es Felipe VI. Y sobre todo, desde aquel 3 de octubre de 2017 cuando, ante la inacción del gobierno de Rajoy y de la oposición de Sánchez, el Rey compareció en TV para subrayar el compromiso de la Corona con la Constitución, la unidad y la democracia.  

Por vez primera, tras los ataques de la izquierda comunista y los golpistas al rey de España, el presidente del Gobierno se ha pronunciado plenamente a favor del Pacto Constitucional y del apoyo a la Monarquía Parlamentaria. Ya era hora.

Que Pedro Sánchez haya tenido que enviar una carta a sus militantes para aplacar los ánimos republicanos en el PSOE, confirma que su rueda de prensa no fue suficientemente convincente. De hecho, socialistas asturianos y vascos ya han participado junto a partidos radicales y antimonárquicos en pedir la abolición de la monarquía, en exigir un referéndum y en “derribar” todos los símbolos del rey Emérito. El siguiente paso, como ya ha adelantado el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias será concienciar a la juventud para que la Monarquía Parlamentaria –el mejor periodo de nuestras vidas- sea confinada al destierro, al exilio. Vuelta a la III República sin demócratas, al comunismo y al hambre. Quieren sepultar la Transición. Escrito queda.

Enviar al exilio a un hombre enfermo, arquitecto de nuestra democracia y de nuestras libertades, confirma que seguimos siendo un país cainita. Nadie ha pedido que abandone Cataluña la familia Pujol y su extensa y corrupta familia. Ni nadie pedirá que Cháves o Griñán se vayan de España por el expolio de los Eres. ¿Dónde ha quedado la presunción de inocencia para don Juan Carlos? 

Tiene razón Pedro Sánchez cuando asegura que necesitamos estabilidad institucional, una estabilidad robusta.  Una democracia rigurosa. ¿Puede existir estabilidad en una Nación sin Estado de Derecho? 

Iglesias y sus huestes –los amigos de las dictaduras de Irán y de Venezuela- han prometido hacer un paréntesis en agosto. Volverán a la carga en septiembre. Amenazan con romper el gobierno. No lo crean. El rey Emérito no ha nombrado a Corina ministra de Igual-da. Pablo Iglesias, a Irene Montero,  sí. Y la moqueta y el coche oficial son el gran asalto al poder. Iglesias protegerá incondicionalmente a Sánchez (y viceversa) incluso aunque Arrimadas le preste su decena de escaños a los Presupuestos y se vayan al carajo en los próximos comicios, porque Pedro y Pablo, Pablo y Pedro han tocado el cielo con las manos. Y, como James Cagney en Al Rojo Vivo, (nunca mejor dicho), de Raoul Walsh,  han hecho suya su frase más famosa: Estoy en la cima del mundo, mamá”. La Moncloa es su Everest. 

A pesar de los errores de la Casa Real y del Palacio de La Zarzuela –este es un exclusivo asunto de Estado- es solo el segundo asalto (el primero fue el intento golpe de Estado en Cataluña) para dinamitar la Transición. Habrá un tercero. Y un cuarto. Hasta que el pueblo democráticamente estalle. La elección es sencilla: o se está con la Constitución o volvemos al caos. Dicho de otro modo: Democracia y libertad frente a tiranía y dictadura. Los demócratas no permitiremos que exilen la Transición y la concordia del 78. Y esperemos que vuelva el Emérito tras unas cortas vacaciones. Esta es su casa. Y aquí está su pueblo. No más exilios. Para la reconstrucción nacional, no sobra nadie. 

 RINCÓN PARA LA POESÍA


A todos los que, de una u otra manera, habéis dado a mis poemas un impulso que yo siempre he necesitado y seguiré necesitando.


SENTIRSE VIVO.

Y hasta me hacéis sentir casi poeta.

Casi me enorgullezco cuando escribo.

Esta es la forma de sentirse vivo

mostrando mi más íntima faceta.


Mientras la vida permanezca inquieta

y siga manteniendo su atractivo.

Mientras esté en sus páginas cautivo

y el después mil imágenes prometa.


Mientras la mente ansíe hallar un sueño

que aunque parezca ilógico, pequeño,

pueda dar al destino otro destino,


acepto el desafío de las Musas,

aunque a veces, por lentas y confusas,

emerja mi flaqueza y desatino.

Julián Martín Martín, agradecido a todos

desde Carrascal del Obispo. 3 - 8 - 2020.

Gracias por estar ahí. Seguimos conectados.

Antonio REGALADO dirige BAHÍA DE ÍTACA en: aregaladorodriguez.blogspot.com

jueves, 23 de julio de 2020

BAHIA DE ITACA/el maná/antonio regalado










1. Los 140.000 millones de Bruselas han de destinarse a la Reconstrucción nacional no a consolidar un gobierno-social comunista
    
2.  En el recibimiento norcoreano a SÁNCHEZ en La Moncloa y el Congreso, le faltó una realizadora como Leni Reinfesthal.

3. Al dúo Iglesias- Sanchez, este maná europeo le amplificará el sectarismo.

4. Hay que hacer reformas en profundidad para crear riqueza, flexibilizar el mercado laboral, mejorar el medio ambiente y apostar por las nuevas tecnologías.

5. Educación y Sanidad deben volver al Estado. La reforma de las Administraciones no admite demoras.

6. Mientras los Reyes recorren el país infundiendo optimismo, el vicepresidente segundo insiste en implantar una “república plurinacional”. Sanchez calla.

7. Los golpistas catalanes ya están en la calle y alardean en público de que seguirán intentándolo mientras Torra amenaza con otro referéndum ilegal.

8. La oposición de derecha, de centro y sin complejos, no deben apoyar unos presupuestos que entronicen este gobierno de coalición hasta el 2030. La unidad de la Patria peligra más que nunca.

9. El Covid 19 ha impulsado una solidaridad europea porque o nos salvamos unidos o Europa se romperá como el Brexit.

10. Las reformas más urgentes pasan por el campo, el turismo y la restauración.




                   El maná

Antonio REGALADO
El acuerdo europeo llegó en la madrugada del pasado lunes tras 90 horas de discusiones tempestuosas  en las que Merkel y Macron convencieron a los países ortodoxos en sus cuentas públicas –los frugales- que el coronavirus ha llegado para quedarse y que la tabla de salvación tras la salida de Gran Bretaña es la de la solidaridad. El maná de los 390.000 millones en subvenciones y los 400.000 en créditos estarán listos a partir de la próxima primavera. Falta un colchón social para aguantar ocho meses interminables. Demasiado frío y demasiada hambre.

Solidaridad comunitaria

El presidente Sánchez arrancó casi 140.000 millones (72.000 de regalo y el resto en condiciones honorables, lejos de los 1,5 billones que propugnaba como regalo perpetuo. La entrega viene condicionada a programas que creen empleo, mejoren el medio ambiente, despejen la brecha digital, flexibilicen las empresas y embriden el gasto público. Es una declaració de supervivencia para toda la UE en tiempos convulsos donde el Brexit, la guerra comercial entre Estados Unidos y China y la pujanza de la Rusia de Putin están dejando a Bruselas como un protagonista de cartón piedra. Ayudar, ayuda.

Los 27 han reaccionado, con el apoyo del BCE –“el dinero no será un problema”-, ha asegurado Christine Lagarde desde Frankfurt, sabiendo que hay que convivir con el Covid19 durante largo tiempo y  sostener las economías. 

Es una solidaridad que durará seis años condicionando todo el presupuesto comunitario  y que afectará a 430 millones de seres humanos donde el Estado de Bienestar (sanidad, educación, paro, pensiones y dependencia) está en entredicho.

Sin humildad ni consenso

Uno entiende perfectamente las reticencia de Holanda y sus amigos protestantes del norte de regar a los países del sur y del este (Italia, España y Polonia, especialmente) con una lluvia de millones cuando su déficit y su deuda se ensanchan en todas direcciones desde 2004. Ya nos enseñó el profesor Antonio Domínguez que “hispanizar la vida”, es decir, gastar más de lo que se ingresa,  es una constante nacional desde antes del Descubrimiento. España ha sido un estado fallido económicamente en 13 ocasiones. 

Ahora, al borde de los 7 millones de parados, con un PIB negativo del 15% y con una deuda del 120 % a finales de este año, el maná es una bendición caída del cielo, después de la desaparición del rocío, en pleno desierto de incertidumbres, como relatan los datos del INE y el Libro del Éxodo.

Gestionar ese maná milagroso de 23.000 millones anuales será fácil si se dedican a la reconstrucción nacional y no al gasto corriente. La tentación de este gobierno social-comunista, con sus viernes sociales (y siempre negros) no es el mejor precedente para salir de este infierno.  

Al dúo Sanchez-Iglesias la humildad y el consenso le potencian el sectarismo. En el Parlamento y en sus respectivos partidos. Son como Atila. Y revestidos del dogmatismo populista, los hemos visto a ambos transitar esperando que una Leni Rifenstahl les inmortalizara en el triunfo de la voluntad –“las negociaciones han sido extenuantes”,  decía el doctor Sanchez en su regreso al Olimpo de Moncloa.

El recibimiento a la búlgara aplaudiendo, y aplaudiéndose a sí mismo el Primer Ministro como se presenta ante la BBC ´-la ministra de Igual-da sin mascarilla-, y los aplausos a la coreana en el Hemiciclo del Congreso confirma que éste no será un éxito de España sino del gobierno de coalición. Y que no lo compartirán con nadie. Las terminales mediáticas ya están listas para olvidarse de contar los muertos de la pandemia (cerca de 48.000) y luego vendrá Tezanos con su CIS de 6.000 muestras cocinadas para señalarnos que el PSOE roza la mayoría absoluta, sólo y sin compañía de otros.

El enfrentamiento de Sánchez con la primera ministra finlandesa Sanna Marin en la última cena, -“nosotros nos hemos movido hasta los 390.000 millones, ¿qué ha hecho usted?”, le espetó delante de la canciller alemana Angela Dorothea Kasner (Merkel), estuvo a punto de romper la baraja. Su presencia, sin mascarilla, en las conversaciones de pasillo con Macron, Rutte y Ursula von der Leyen y su imagen con bolígrafo en la mano izquierda, -es diestro-, sin papeles en una reunión de trabajo, explican que este tipo va por la vida con una arrogancia impropia de un servidor público. Porque él lo vale.

Esta actitud prepotente la practica en el Congreso y en el Senado desde siempre. Nunca toma ni una nota y contesta a sus interlocutores con las respuestas escritas previamente por sus escribanos de La Moncloa. Con Casado lo tiene más fácil: después de vanagloriarse en el Corriere de la Sera de que “nunca pactará con el PP”, le insulta mintiendo que gobierna con la ultraderecha. ¿No pacta Sanchez con Bildu, ERC y el propio Puigdemont en la Diputación de Barcelona? Sin humildad ni consenso, -ya se ha visto con el Pacto por la Reconstrucción, este hombre ha recibido de Bruselas un cheque en blanco para apoltronarse en Palacio con una agenda que se extenderá hasta 2030. Un peligro.

Reformas urgentes

El maná europeo no será suficiente para soportar la crisis que nos persigue desde febrero. Es el tiempo de las reformas en profundidad. Empecemos por la Sanidad y la educación para que vuelvan al Estado.  Continuemos por la flexibilidad para crear empleo, riqueza y repartirla. Y sobre todas las cosas, reforma urgente de las Administraciones Públicas (concursos nacionales, reducción de Ayuntamientos, chiringuitos,  entes públicos, Universidades, FP, ayudas al campo, -incluido el mundo del toro-, al turismo y a la restauración; reforma en profundidad de la RTVE, cambiando la ley para que las televisiones regionales sean las corresponsales de RTVE en todo el territorio nacional.

Reformas en profundidad de la Justicia donde los jueces nombren a los jueces y no los políticos por cuota; Ley electoral, listas abiertas y reforma del Código Penal para que se inhabilite de por vida a quienes intentaren subvertir el orden constitucional con golpes de estado como el del 1-0. Resulta vergonzoso en un Estado de Derecho que quienes fueron condenados hace menos de un año por sedición, ya estén en la calle reincorporados a la vida pública y anunciando que “volverán a hacerlo”.

¿Qué ha hecho este gobierno con dos años largos de mandato desde su primera investidura contra el golpismo?: Nada. Todo lo contrario: crear una Mesa de la Vergüenza donde Torra, a la espera de ser inhabilitado por desobediencia, le arranque un referéndum para la independencia por un puñado de votos en los Presupuestos Generales del Estado. El sanchismo -¡PSOE, despierta!- es una máquina imparable de crear independentistas como se ha demostrado en las recientes elecciones del País Vasco y de Galicia. Yo me conformaría con que se tomara de inmediato esta medida reformista: No habrá traducción simultánea en catalán, vasco, gallego y valenciano en la Cámara Alta hasta que el paro no descienda en España por debajo del 10 por 100.

Los enemigos interiores



El maná europeo ya tiene un sector perjudicado: el campo. Lo hombres que nos han mantenido con productos baratos durante la pandemia notarán en sus propias carnes que el Gobierno se ha rendido ante las rebajas de la PAC (600 millones anuales). Es el momento de pagar lo justo por los productos agrarios. Hasta hoy eran unos héroes. Aplazaron sus reivindicaciones y ahora tienen que volver a las ciudades con sus tractores para reivindicar porqué la igualdad de oportunidades (desde la fibra óptica a la asistencia sanitaria y educativa) les castiga con el olvido y la despoblación.

Otros de los sectores más castigados son el turismo y la restauración. España era una potencia mundial por sus recursos naturales, su gastronomía y su cultura. Las plazas hoteleras que no se ocupan, no se recuperan jamás. Y qué decir de la restauración. Muchos bares y hoteles no han abierto todavía y tras los ERTES,  es muy posible que los autónomos y muchos trabajadores pasen directamente a los ERES. En el antiguo INEM nos veremos. Sorprende que el mundo del fútbol empiece a reivindicar ayudas directas porque los derechos de televisión van a la baja mientras las estrellas siguen cobrando fichas y salarios astronómicos.

Pero el enemigo interior que tenemos es el desprestigio de las instituciones: El Ejecutivo. Hay que reducir a la mitad sus Departamentos, vicepresidencias, Secretarias de Estado, direcciones generales y asesores de la nada.  Son una plaga que este gobierno y los de las CCAA han propagado con más fuerza que las siete que asolaron Egipto. La Justicia reclama renovación sin cuotas partidistas ni nueva savia  por el cuarto turno para repescar como jueces a catedráticos y expertos en chapotear en los partidos corruptos. La corrupción debe dar paso a la transparencia porque el dinero es de todos. Y habrá que volver a la ética y a la austeridad como aprendimos con el presidente Adolfo Suárez.

La defensa de Felipe González al rey emérito no va a ser suficiente para una conducta tan inapropiada de don Juan Carlos I pero,  poner en peligro la Monarquía Parlamentaria y la Constitución, como hace el vicepresidente segundo –“hay que implantar la república plurinacional”, ha dicho hace unas horas,  y romper España, parece un juego de patriotas corruptos desde siempre.

Hablemos de la saga de los Puyol-Ferrusola o del propio Pablo Iglesias que echa del partido de UP al abogado José Manuel Calvente, acusándolo de violencia de género contra su colega Marta Flor que intentaba exculpar al vicepresidente machista de destruir la tarjeta fotográfica de su alumna y colaboradora Dina (Marca) Bousselham. Todo huele a podrido en el chalet de Galapagar y en la calle de la Princesa, 2.

Luego, el mismo día en que EL MUNDO revela que el Irán de los ayatolás le ha pagado 9 millones de euros –antes también recibió dinero del narcoestado venezolano de Maduro-, todo para desestabilizar nuestra  democracia y haciéndose rico de la noche a la mañana-, este lobo estepario político se reviste de oveja inofensiva a acusa a todos los que no son separatistas y golpistas de “crispar y de pertenecer  la extrema derecha”. El tipo que quiere normalizar  el insulto da en la Universidad de Verano de El Escorial, un curso acelerado de ética y de moral. Un comunista bolivariano hablando de libertad. ¡Manda trillos! ¿En qué y cómo blanqueó el camarada Turrión el dinero recibido de esas dos dictaduras y cuánto pagó a Hacienda?  Unidas Podemos es, junto al presiente  que todo lo  permite, un gran peligro para la convivencia y para la reconstrucción nacional.



Lección para el centro

Mientras los rebrotes del Covid 19 vuelven con más fuerza; mientras el Gobierno se desentiende de la pandemia a nivel nacional y Simón se divierte en el Algarve, estos arquitectos de la propaganda, como ya anunciamos hace semanas solo tiene un objetivo: sacar adelante los PGE/2021 para blanquearse ante Bruselas y utilizar los dineros extraordinarios post-pandemia para recortar pensiones, subir impuestos, ceder todo lo que sea necesarios a sus socios de investidura y aprovechando la pobreza y la incertidumbre seguir subiendo el salario mínimo y subvencionar todas las causas innobles que den votos para 2023.

Porque, este maná, inyectado por París y Berlín, es una tabla de salvación para la Europa de la próxima década pero, sobre todo, un alivio para perpetuar en el poder a este gobierno social-comunista. Si quieren comunismo, que se lo paguen ellos. Los socios empujan a una “república plurinacional” que no será muy diferente a la cubana, venezolana o norcoreana donde la familia unida siempre esté en el poder junto al gran timonel Pedro Sanchez.
Si la derecha de Casado, el centro de Arrimadas y la derecha sin complejos de Abascal no unifican sus proyectos electorales, este conglomerado de izquierdas y separatistas, nos llevarán directamente a la ruina y al hambre, acusándonos, naturalmente de fascistas. Son unos grandes coleccionistas de agravios, el principal combustible del nacionalismo totalitario.



La invitación de Pedro Sánchez en el Palacio Real  el pasado día 16, festividad de la Virgen del Carmen patrona de la mar, a un acto presidido por el Reyes de España, en memoria de las víctimas del coronavirus y de los sanitarios, es el ejemplo más notable de que el doctor en económicas no respeta ni el protocolo ni tiene educación. Ni vergüenza. Tampoco ese día conocimos el número de muertos.
Hay que recordar que jamás ni dentro ni fuera del Parlamento ha defendido al Monarca y Jefe del Estado del Reino de España frente a las agresiones verbales y acusaciones mendaces de los separatistas ni de miembros de su propio gobierno como Iglesias y la madre de sus hijos, la ministra Montero.

La derecha, -gracias Cayetana por seguir en la lucha-, no puede dejar de apoyar lo que sea mejor para los españoles pero el coronavirus –primera causa de muerte en 2020 con casi 670.000 decesos; después, el VIH (547.000) y  el suicido con (456.000)  a 21 de julio, no puede ser la trampa para que el gobierno social-comunista que nos ha confinado en un estado de excepción de cien días- imponga por miedo o chantaje a un tipo como Iglesias en el CNI con acceso directo a las cloacas máximas de la información vaginal; consienta las cesiones secesionistas al PNV, Bildu, ERC y JxCat;  sufrague al sindicalismo revolucionario,  deje la escuela pública en manos de progresistas sectarios y la concertada sin recursos;  derogue con Otegui la reforma laboral y permita que okupas insolventes vivan dos años en casas de personas decentes por 470 euros.

Empecemos por exigir cambios urgentes en el Código Penal con inhabilitación permanente a los golpistas y que el castellano –el español- sea la lengua vehicular en toda la Nación como consagra nuestra Carta Magna en el artículo 3.1 del Título Preliminar. “El castellano es la lengua española oficial del Estado. Todos los españoles tienen el deber de conocerla y el derecho a usarla”. Lealtad constitucional y unidad de la patria.

Naturalmente que hay que bombear fondos para defender a  los más débiles. Sabemos que una de cada cuatro personas en España está en riesgo de exclusión social. Estos aventureros con alma de chacales no buscan yacimientos de ternura sino implantar la mentira y la falsedad como verdad oficial.

Que este maná solidario europeo no fortalezca a un gobierno tan intransigente con la oposición y tan claudicante con sus compañeros de viaje. Debería existir todavía un espacio común, un punto de encuentro, para defender la democracia y mirar hacia adelante. No parece razonable imponer la Ley de Memoria Histórica en la escuela machacando a los niños  con la represión franquista, olvidando la II República que nos llevó directamente a la Guerra Civil, y mientras tanto,  se blanquee desde el Gobierno y el PSOE a ETA y al golpismo catalán.  

Cuando cierro esta crónica los Reyes son aclamados en Mérida. La noticia es una ventana abierta sobre el tiempo. ¡Que el maná europeo tenga el sabor de la miel para los niños, el del pan para los adultos y que no tengamos que recoger doble ración los viernes porque los sábados nunca caía del cielo! Gracias, a la UE, el mayor espacio de integración donde después de 2000 años de guerras continuas, gozamos de 75 años de paz, de democracia y de libertad.
Y no olvidemos, finalmente, cómo y con qué ferocidad el Covid 19 golpea a Iberoamérica y a África. ¡Ojalá les llueva maná solidario desde España para que comprendamos mejor que somos todos ya un solo mundo!
Un triunfo
Una indignidad

Antonio Regalado dirige BAHIA DE ITACA en: aregaladorodriguez@blogspot.com
Fotos: EL MUNDO, CONGRESO, EFE yMONCLOA.


El RINCÓN DE LA POESÍA


Me pidió mi hija Piedad que sacara a la luz en este apartado un poema dedicado a la Virgen del Carmen, ya que hoy se conmemoraba dicha festividad. He acudido a mi reserva y encontré éste que está expuesto en la Capilla de nuestro cementerio desde el dieciseis de agosto de dos mil diecisiete. 

LA LLAVE DEL CIELO.

Ser la llave del Cielo, el don divino.

Ser en esta suprema travesía,

el sublime bastión, la luz, la guía

que nos señale el esencial camino.

Cuando el andar gastado y anodino

nos lleve a tu presencia de ambrosía.

Cuando sólo nos quede, Virgen mía,

la descarga final del peregrino.

Y lleguemos al límite del Cielo

con tu venia, tu ayuda y tu consuelo,

a disfrutar la Gloria presentida,

danos tu mano al último misterio

para arribar a nuestro cementerio

con el alma gozosa y redimida.

Julián Martín Martín, con gozoso recuerdo para todas las Cármenes desde Carrascal del Obispo. 16-7-2020.















lunes, 13 de julio de 2020

el infierno está aquí/BAHIA DE ITACA/antonio regalado




1. El constitucionalismo retrocede frente al separatismo tras los comicios en Galicia y País Vasco.

 2. España se vende y se alquila; el turismo y la restauración no consiguen pagar ni los gastos fijos.

 3. Con la que está cayendo, Iglesias intenta desestabilizar la Monarquía y dinamitar la Constitución. Pedro Sánchez calla y el PSOE otorga.

  4. El Covid-19 ha parado el mundo. Ahora se demuestra que el confinamiento fue innecesario y que el uso de mascarillas es la mejor defensa.

  5. El rechazo a Nadia Calviño en Bruselas es consecuencia de la poca credibilidad del gobierno social-comunista de Pedro y Pablo.

  6. Los Reyes recorren España transmitiendo ilusión a un pueblo lleno de incertidumbres.

   7. Después de 13.000 muertos sin ubicar, Pedro Sánchez invitará en el Palacio Real a Felipe VI al homenaje a los 28.400 fallecidos y al personal sanitario. Ni protocolo ni educación: Pedro y Pablo se sienten ya Azaña y Largo Caballero. 

  8. Esta semana se cumplen 23 años del vil asesinato de Miguel Ángel Blanco por los terroristas de ETA. España ganaba su primer Campeonato Mundial en Sudáfrica con el gol de Iniesta y hace unos días hemos perdido a Ennio Morricone, el cine hecho música.

  9. La purga en RTVE por el dúo Mateo-Hernández es crear una TV3 BIS al servicio de Iglesias-Redondo y el separatismo.

  10. Que Mas, Puigdemond y los Sánchez puedan presentarse a las elecciones catalanas confirma que el Parlamento no ha tomado ninguna medida para evitar que los golpistas sean inhabilitados de por vida. 

   

                El infierno está aquí


Antonio REGALADO
Después de cien días y cien noches de enjaulamiento, volver a pisar a la calle embozado ha resultado una experiencia desesperada. Creía que el infierno comenzaría con  el otoño. Pero no; el infierno que viene ya está aquí. Paseé Salamanca de norte a sur y Majadahonda de este a oeste.

La capital charra sigue mostrando su belleza en plenitud; el sol dora sus piedras. De la Plaza Mayor a las catedrales, pasando por el Puente romano, la Universidad, la Clerecía, San Esteban o la Casa de las Conchas, todo es un erial en la mitad del desierto. No hay viajeros, ni turistas, ni estudiantes. Muchos bares no han abierto y los que lo han hecho aumentando la superficie de sus terrazas apenas les alcanzará para cubrir gastos.

El Covid-19 frenó el mundo

Resido en Majadahonda desde 1980. Cuarenta años no son nada. La Gran Vía es el centro de la actividad comercial. En ambas ciudades, un denominador común: el mundo se ha detenido.  Los locales se alquilan, se venden, se traspasan. Incluso las notarías se ha  acogido a ERTES hasta septiembre. 




El paisaje después de la guerra interminable del coronavirus es desolador. Mucha gente tiene miedo a salir de noche. Y de día. Y con miedo no se puede vivir. El silencio sobre la tragedia –el gobierno nos ha impedido conocer la realidad y la verdad; gracias Pedro, Pablo, Illa y Simón- no nos ha proporcionado una vacuna sicológica contra la pandemia. Ahora, los rebrotes, nos están imposibilitando volver a la normalidad. La gente, en especial los jóvenes, salen a la calle sin mascarillas, sin guardar la distancia social y las reuniones familiares reverdecen los contagios. Nadie ha llamado a la responsabilidad ciudadana y personal. Por eso hemos llegado solos a la mitad de la nada.

La prórroga de los ERTES hasta septiembre solo aplaza un otoño caliente en lo político, económico y social.
El gobierno social-comunista no es capaz de contar los muertos –“hay unos 13.000 que no podemos ubicar”-,  dice el motero Fernando Simón,  “doctor honoris causa” de la mentira que se ha convertido en un héroe siendo un villano portavoz mentiroso al servicio de La Moncloa. Su doctorado es más falso aún que el de Pedro Sánchez. El clásico progre de cartón piedra que casó bien y se dedicó tras  aventura africana a  vivir de las cercanías del PP gallego y del PSOE de Ferraz.

El Covid-19 es un invento chino para ganar la III Guerra Mundial sin enemigo enfrente. Hoy, desde USA a Rusia, desde India a Brasil, desde Alemania a Inglaterra, todos somos rehenes de esta pandemia tapada por la OMS en beneficio de la mafia china que nos ha vendido el remedio averiado a precios de oro (mascarillas, respiradores, equipos de protección), que son peores que la enfermedad.

Esperamos sin protestar una vacuna que no llegará hasta finales de año mientras nuestra calidad de vida se resquebraja en mil pedazos. El coronavirus ha dejado sin empleo a cinco millones de españoles y ha llevado la incertidumbre a otros tres que temen perder el empleo antes de final de año.

Triple golpe a la democracia

¿!3.000 muertos sin ubicar? Hasta la Conferencia Episcopal Española se tragó el anzuelo de la contaduría oficial (28.400) mientras las cifras reales están más cerca de los 50.000. Pero este gobierno de progres indocumentados ya ha vendido el mantra de que la pandemia la ha aprobado con sobresaliente. Ellos no sabían nada. Nada de nada. Y el presidente –él solito ha salvado 450.000 vidas. Otra trolavirus.

Les pilló por sorpresa. Por salvar el 8-M nos han llevado en volandas hasta la orilla izquierda  del infierno. Ahora tampoco son capaces de articular un Plan que nos arruine antes de que llegue lo peor. Estos tipos se han subido a los coches oficiales, al Falcon 50,  se han instalado en los despachos oficiales y no han vuelto a pisar la calle. ¿No han visto los locales cerrados a cal y canto como si hubiese pasado las siete plagas de Egipto?  ¿Son conscientes de que el turismo y la restauración mueven el 20 por 100 del PIB? ¿Han escuchado a empresarios y autónomos que, debido al confinamiento extremo, gritan por ayudas como las de Alemania, Francia e Italia?

¿Estos tipos que nos mandan –mandan pero no gobiernan- no son capaces de prever que el paro generará violencia, okupaciones, inestabilidad, inseguridad jurídica y ahuyentará las inversiones? ¿Han previsto alguna medida psicológica ante tanto duelo acumulado y sin salida emocional?


No, este gobierno tan infinito solo piensa en la propaganda  de su gestión porque el único Plan es mantenerse en el poder a cualquier precio. Ha desactivado RTVE y la han puesto al servicio de Sánchez-Iglesias. Las purgas de Mateo-Hernández desembocarán en una TV3 BIS (RTVEspantosa)  - en  conexión directa con Moncloa, donde Iglesias y Redondo trabajan  con separatistas y golpistas en contra de la Constitución y de la Monarquía Parlamentaria. El veneno republicano ya h empezado a inocularse en vena. ¿Cómo justificar la injustificable decisión de TVE de no transmitir la celebración ecuménica por las víctimas (oficiales) de la pandemia con la presencia de los Reyes y de la Princesa de Asturias y de la Infanta en la catedral de La Almudena?
Mateo y sus huestes no respetan ni a los vivos ni a los muertos. Lo que diga el señor de las coletas.

La ausencia de Pedro y Pablo no se echó de menos porque estos tipos son tan ególatras que su empatía termina en su propio ombligo. Desde hace dos años son el mayor cáncer de nuestra democracia.

Aprovechando la poca edificante conducta del rey emérito Juan Carlos I y sus regalos millonarios a Corina, presidente y vicepresidente se han convertido en los elefantes blancos que quieren dinamitar toda la Transición. Mal lo del anterior Jefe del Estado pero podían pedir otra comisión para investigar también los robos de dinero público de PSOE, PP, CiU, PNV, ERC, PCE, UP, BNGa,  Compromís, Bildu, Ahora Madrid PAR, PRC y demás Mareas. No se salva nadie. Han robado casi tanto como en la I, la dictadura de Primo de Rivera-un vanidoso enfermizo como Sánchez- y II República, juntas.

Ya hemos sabido que todo el cuento revolucionario y heroico del  abuelo del líder comunista, no es veraz;  y que lo de su padre en el FRAP solo fue un pasaporte para entrar como privilegiado en el Ministerio de Trabajo. Nunca su familia ha sido proletaria; al contrario. En pleno franquismo toda la familia tuvo acceso a la universidad. Una represión de salón donde los salvadores eran falangistas de raza.

Ahora, Pablo Iglesias pretende reabrir el debate monárquico inexistente para tapar su machismo con Dina Todo huele a podrido en Dina (marca) Bousselham, su protegida
marroquí vinculada a personas próximas al monarca alauita. ¿Existe interrelación entre el cambio de posición de España en la cuestión del Polisario –ahora apuesta por la integración con Rabat-, la pertenencia de Iglesias al CNI y la ambición de Dina por pertenecer a los círculos de poder?

Lo de sus teléfonos, sus tarjetas,  sus pantallazos y sus declaraciones y rectificaciones ante el juez García-Castellón confirman que todo es un montaje para que el Líder Supremo bolivariano salve el pellejo de su mentira electoral y no termine encusado al considerarse una víctima de la “policía patriótica” siendo realmente un elemento esencial de las cloacas transvaginales de parte de la Fiscalía y del trío Villarejo-Garzón-Delgado: “información vaginal, éxito asegurado”.

La verdad –la única verdad- es que Iglesias tiene cogido a Sánchez por los 120 escaños y la coalición aguantará prietas las filas hasta que España reviente. Mientras tanto, a señalar a periodistas y a medios de comunicación que cuentan la verdad sobre el caso Iglesias. Y a consagrar el insulto desde el púlpito del Consejo de Ministros, confundiendo deliberadamente Ejecutivo y Partido en sintonía con la confusión de su English C2. ¿Se lo dieron en la Complutense o en una tómbola?

Menos mal que Margarita Robles se ha desmarcado de este político que, al igual que Echenique, son fundamental y esencialmente malos ciudadanos y peores personas. Señalan ahora con nombres y apellidos (Vallés, Inda, Lázaro, Urreiztieta, Losantos, Negre, Cuesta…) para que los nuevos cachorros de Ultima Hora (conla nueva Resistencia y Rebeldía) los marquen como hacía en ABC el gran comunista y excelente poeta Rafael Alberti.

La persecución hasta la muerte civil de estos colegas es el regreso a la II República, el peor período de nuestra historia, que gracias al PSOE, al PCE y a los monárquicos, nos llevaron a una guerra incivil.

Objetivo inmediato: unir fuerzas nacionalistas y separatistas –todas las que apoyaron el gobierno Frankenstein-  para seguir dividiendo a la sociedad, -divide y vencerás- y crear las condiciones urgentes y necesarias para derribar el último muro democrático de unidad: la Monarquía valiente de Felipe VI.

Don Felipe no solo levantó la voz ante el golpe de Estado de Cataluña en 2017 legitimando la Carta Magna que estaba en peligro; durante el coronavirus, los Reyes de España estuvieron con los enfermos y con los sanitarios y en este momento recorren todas las CCAA para insuflar un poco de aliento al sector del turismo y de la restauración herido de muerte por el confinamiento. Transmitir ilusión es lo que Sus Majestades han llevado al corazón ya de siete Regiones, que los han recibido con los brazos abiertos.

Poner en cuestión la utilidad de la Monarquía, cuando la Monarquía es anterior a la Nación española- y está refrendada por el Referéndum del 78 es provocar un golpe de Estado para contrarrestar la gran mentira de la “conspiración” del PP, VOX, el Ejército y la Guardia Civil” contra el Gobierno legítimo.

El victimismo de esta coalición social-comunista ya se aproxima al supremacismo catalán y al vasco. Es un punto de inflexión para dar un golpe de Estado (incruento, naturalmente) erigiéndose a la vez Moncloa en la verdadera Jefatura del Estado.

La convocatoria de homenaje a los muertos -¿cuántos son los muertos?- y a los vivos en el Palacio Real donde el protagonista principal es Pedro Sánchez reafirma que el doctor quiere ser el Presidente de la III República y don Pablo el presidente de su  Consejo de Gobierno. Los nuevos Azaña y Largo Caballero. Adiós al protocolo y a la educación. Ya pasó en la cumbre hispano-portuguesa. Primero Sánchez. Luego, el abismo.  ¡Que los dioses nos protejan¡

Ante el desafío desestabilizador de Iglesias, Pedro Sánchez calla. Y el PSOE otorga. El huido Puigdemont amenaza con encabezar la lista a la Generalidad como Presidente de Cataluña (en el exilio) y Urcullu –“yo no soy español”-  insiste en unirse a Podemos y a Otegui para después de romper la Caja Única de la Seguridad Social, abordar el nuevo estatuto soberanista.

Ni una iniciativa parlamentaria para que los golpistas no puedan presentarse a unas elecciones en un país garantista para delincuentes. Hasta Artur Mas tiene vía libre para reincidir en otro golpe secesionista.

Reitero a los parlamentarios que se lean el punto segundo de la Decimocuarta Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos que inhabilita ocupar ningún cargo público a quien atentare contra la Unidad de la Nación. Y obren en consecuencia.

Los explosivos genéricos (y controlados)- odio, revolución, violencia, progresismo feminista, paro, género, inmigración, anticapitalismo y franquismo (llámalo antifa) están servidos para explosionarlos con mando a distancia vía BOE en otoño.
El césar visionario se ha negado a comentar el “caso Iglesias-Dina”  amparándose en que nunca comenta asuntos en proceso judicial pero ha calificado de inquietantes y perturbadoras las informaciones del rey emérito.  Ni un reproche a la normalización de los insultos ni al acoso y derribo de su vicepresidente 2º  al Jefe del Estado.  Es claro que se muestra complacido con las maniobras antidemocráticas de su compañero de viaje.

Bruselas espera transparencia

Europa es nuestro espacio natural y de salvación. En las próximas horas conoceremos la solidaridad de los 27 frente a la crisis que a nosotros nos ha tratado sin piedad. La retirada de la ministra de AAEE, Arancha González-Laya para dirigir la OMC parecía coherente tras iniciar su mandato en el Palacio de Santa Cruz criticando duramente al presidente Trump. Los americanos nunca olvidan las traiciones como la de la fragata que abandonó en pleno Golfo Pérsico a un convoy de guerra norteamericana.

Nadia Calviño fue derrotada para presidir el Eurogrupo, no por su perfil profesional sino porque pertenece a un gobierno social-comunismo sin credibilidad.

Ella misma, en plena peste china, presentó unos presupuestos irreales. Y así se lo han hecho saber desde los organismos oficiales. La transparencia no ha sido nunca la norma de los responsables de Economía que han intentado engañar a Bruselas desde los tiempos de Zapatero. A Montoro tampoco le cuadraban las cuentas. El desfase en negativo superará el 10% del PIB este año. Habrá recortes hasta el 2030.

Esperamos al menos 140.000 millones de euros como agua de mayo para no entrar en default. Sin Calviño, el precio del dinero será mucho mayor. Sánchez lo sabe pero cree que la baraca no le abandona porque él lo vale. La subida de impuestos a los ricos (y a los pobres) no convence a los hombres de negro ni al Banco Central Europeo en Frankfort.  Ni le  van a dar carta blanca para gastarse el dinero “a su manera”, en subvenciones para ganar elecciones. Ya le conocen.

La transparencia y la credibilidad deben caminar parejas a la humildad. Sin brújula moral –todo es oportunismo y propaganda- y con oportunismo y propaganda Redondo(s) no se avanzará en la salida de la crisis donde muchos compatriotas ya se han quedado atrás.

La lección principal tras el coronavirus es simple: la sanidad (y la educación) deben volver al Estado cuanto antes. Cataluña tras el confinamiento de Lérida acredita que este virus no respeta identidades ni razas ni religiones. La ideología no puede ser incompatible con la salud. Y aprendimos asimismo, que confinar a toda España durante casi 100 días fue un error. Hemos parado la economía y no hemos doblegado más que la curva de la desesperanza. El Estado de Alarma no ha sido la mejor solución: ni política, ni social, ni económica ni sanitariamente. Las mascarillas son la principal defensa pública, en contra de lo que nos contaban Illa y Simón.

A las urnas con mascarilla

Elecciones en pleno contagio y con el país a medio gas. Nueva victoria de Urcullu (PNV). Un pueblo que vota olvidando que Joaquín Beltrán y Alberto Sololuce siguen sepultados bajo millones de toneladas de basura desde hace 160 días, en Zaldívar es un pueblo enfermo. Lo testifica que el segundo partido en escaños sea EH-Bildu, prueba evidente de que ETA no ha sido derrotada. El PSE seguirá chupando de la teta pública hasta el 2024. La apuesta PP-Cs es el último baluarte constitucional. El renacer de VOX,  invita al optimismo.

Alberto Núñez  Feijóo –el PNV de Galicia- ha obtenido su cuarta mayoría absoluta emulando a Manuel Fraga. El BNGa renace de sus cenizas.  Feijóo hunde a Ciudadanos y VOX no despega allí. PSOE y UP bajan su representación pero mantendrán su poder en La Moncloa. En resumen: el constitucionalismo retrocede. Los golpistas ganan la batalla. Retrocede UP en ambos territorios. 


Tiempo de recuerdos

Hoy, trece de julio, se cumplen 23 años del asesinato de Miguel Ángel Blanco, el concejal del PP secuestrado en Ermua por la banda terrorista ETA. Recuerdo que acudí con mi hija Carmen a la manifestación de la Puerta del Sol. Lloramos. Los asesinos ya están en libertad. Sus restos han sido trasladados a Galicia después de ser profanada su tumba por los mismos que lo hicieron hace unas horas con  el panteón del socialista Fernando Huesa. Eta exigía el acercamiento de presos a las cárceles del País Vasco. Hoy, Marlasca, lo hace, sin que se le exija nada.

Hace 10 años España conquistaba su primer Campeonato Mundial de Futbol en Sudáfrica. Venció a Holanda por 1 a 0 con el gol histórico de Andrés Iniesta. El gran director de orquesta fue el salmantino Vicente del Bosque, el hombre tranquilo. 

Y finalmente, dejar constancia de la pérdida de Ennio Morricone que nos narró en decenas de películas que la música  es el arte de poner más magia en el cine.  Poner más alma en la vida.

Mirar al miedo a los ojos
Esta primera salida tras la libertad de movimiento, ha sido un paseo por la desolación bajo un sol inmisericorde. Las cicatrices de la vida no deben impedir que miremos al miedo a los ojos. Hay que encarar el futuro  imperfecto que se nos viene encima invirtiendo con seguridad jurídica.

Podemos rebasar los siete millones de desempleados en los próximos meses  y este gobierno no es capaz de generar un marco de estabilidad homologable a los de la UE.

Resulta una broma macabra cuestionar la legitimación de la Monarquía mientras  millones de españoles están viviendo en la incertidumbre de perder el empleo; sin empleo no hay dignidad. El vicepresidente no puede estar echando gasolina a la convivencia intentando día tras día, emboscado en esa falsa humildad cisterciense, cuando su objetivo es dar jaque mate al Rey.

Vivimos una tormenta perfecta. Es tiempo de diálogo frente al sectarismo. Todo el mundo tiene océanos que cruzar si se tiene coraje para intentarlo. Desgraciadamente la crisis nos transporta a todos en el mismo barco.  Ya nada será igual para siempre. El mejor escudo social es crear empleo. Conviene recordar que estamos ya en la antesala del infierno.
FOTOS: Antonio Regalado/EL MUNDO/EL PAIS y EFE 

- Antonio REGALADO dirige BAHIA DE ITACA en: aregaladorodriguez.blogspot.com

EL RINCÓN DE LA POESÍA

En defensa o apoyo del colectivo o movimiento de LGTBI.

CON TU ORGULLO

Todos debemos ser lo que queramos
o lo que nuestro yo nos manifieste,
y dejando de lado el mundo agreste
que no comprende lo que reclamamos.

Sólo normalidad se necesita.
Sólo un poco de paz están pidiendo.
Que no los/as señalen maldiciendo.
Que su forma de amar también se admita.

Libre te quiero ver, como a cualquiera.
Ser capaz de vivir a tu manera.
Sentir tu voz que no es inoportuna.

Yo respeto tu orgullo y tu criterio,
para que nunca sea un cautiverio
ir por el mundo hablándole a la luna.

Juluán Martín Martín. Con mi opinión,

desde Carrascal del Obispo. 5-6-2020.